Menú
×

Investigación en Córdoba

Saillen se construyó ante la vista pública de todos

El periodista Sergio Carreras, dijo a Radioinforme 3 que "el crecimiento del Surrbac y de sus líderes sindicales se hizo a la luz pública". "No es algo que se cocinó de manera oculta", planteó.

29/08/2019 | 16:05

El periodista Sergio Carreras, quien investigó para el diario La Voz del Interior las denuncias contra Mauricio Saillen y Pascual Catrambone, los líderes del Sindicato de Recolectores de Residuos de Córdoba (Surrbac), dijo a Miguel Clariá que "puede que hoy nos enteremos de los dólares y de los autos de lujo, pero el crecimiento de este emporio gremial, político y económico ocurrió a la vista de todos nosotros".

"No es algo que se cocinó de manera oculta. El crecimiento del Surrbac y de Saillén como gran patrón sindical acompañado por Catrambone se hizo a la luz pública", indicó.

"Nos preguntamos cómo fue posible que la sociedad cordobesa fuera admitiendo este crecimiento y que casi nadie fuera capaz de denunciar esto", lamentó.

En este sentido indicó que "durante años el sindicato bautizó con el nombre Mauricio Saillén una dependencia de la municipalidad de Córdoba y no hubo una sola entidad municipal que se opusiera y dijera ''esto no puede ser''".

Al respecto consideró que "el poder de extorsión que ha tenido y que tiene el gremio es que, o le hacían caso a sus demandas, o le tapaban de basura la Ciudad de Córdoba". "Ese fue el gran poder de extorsión que hizo que el sindicato se pudiera imponer sobre las autoridades municipalidades y las empresas concesionarias de basura", advirtió.

"El Surrbac fue el gran departamento de Relaciones Humanas que han tenido las empresas Cotreco y Lusa, las anteriores concesionarias, porque el sindicato decidía a quien se contrataba y a quién se despedía", comentó.

"Intentaron hacerle la oposición interna a Saillén en el sindicato y terminaron despedidos 30 personas de Lusa y Cotreco. Eso no es responsabilidad solamente sindical sino que hubo un acompañamiento empresarial a una decisión arbitraria que terminó con despidos y varios de ellos internados con costillas rotas porque la gente de Saillén los patearon cerca del predio donde estaba Crese y los tiraron por el alambrado a la calle", relató.

Por otra parte, recordó otro episodio de enero de este año con Pablo Carrasco, otro integrante de ese grupo que estaba viendo tele en su casa y se abrió la puerta y le dispararon. "Carrasco era uno de los principales denunciantes contra el Surrbac en una de estas tantas causas", alertó

"La pregunta es ¿cómo fabricamos un Saillén, cómo una sociedad como la cordobesa le surge un líder sindical con esta prepotencia que hace uso de la violencia sin ni siquiera intentar disimularla? ¿Cómo es posible que las autoridades políticas, económicas frente a las evidencias no diga nada?", reflexionó.

Entrevista de Miguel Clariá

Audios

Desprotección de testigos

Spedale y Báez Sosa, dos víctimas de la violencia en patota

Jubilaciones: amparo colectivo contra el aumento por decreto

Afirman que pericias psicológicas logran niveles de certeza

Apedrean el colectivo con argentinos repatriados en Ucrania

Causa Surrbac: Senestrari descartó presiones políticas

Unos 500 supermercadistas chinos no pueden volver al país

Te puede Interesar

Audio

Abogado de los Saillen dijo que pueden justificar los bienes

Audio

Cabello, uno de 31 echados de la lista opositora a Saillen

Audio

Causa Surrbac: Senestrari descartó presiones políticas

Lo Último

Audio

Spedale y Báez Sosa, dos víctimas de la violencia en patota

Audio

Jubilaciones: amparo colectivo contra el aumento por decreto

Audio

Afirman que pericias psicológicas logran niveles de certeza